Salgamos de dudas ¿qué es Gamification?

Gamification, o Gamificación si lo españolizamos, es un concepto que hacía mucho tiempo que oía pero nunca acababa de entender a qué se refería.

Por fin me he puesto manos a la obra y he intentado averiguar qué es esto de la gamification. Quizás muchos/as de vosotros/as sepáis ya que es y a lo mejor me podéis corregir, ampliar o simplemente intercambiar información conmigo. ¡Os lo agradeceré muchísimo! 😉

Estos días me he dedicado a buscar información y al final llego a una conclusión sobre la definición de gamification: es el “uso de elementos de juegos como son el diseño o su pensamiento, aplicados a contextos que no son propios de los juegos”.

Es como aplicar las reglas de un juego a un hecho o actividad reales, que no son un juego. Pero al usar técnicas y elementos más propios de los juegos, se crean experiencias de usuario más atractivas y emocionantes que involucran a las personas.

Además de la tecnología, detrás de la gamification, hay un fuerte componente de psicología y experiencia de usuario, ambas cosas difíciles de lograr con otros métodos.
¿Para qué se utiliza la gamification?

Al principio pensaba que el término gamification era algo muy novedoso, pero me sorprendí al ver que lo novedoso no era la técnica en sí, sino el término.

El uso de elementos propios de juegos ya se estaba dando en varios sectores, pero nunca se le había dado nombre hasta ahora. Es por eso, que a lo mejor nos puede parecer tan novedoso.

Se utiliza para varios objetivos:

  • Fidelizar a los clientes de una marca.
  • Animar a las personas a realizar tareas que se consideran aburridas o monótonas.
  • Aumentar el engagement.

Os invito a que leáis los artículos de Mis Apis por tus Cookies, donde Víctor Clar nos explica más sobre la gamification y sus inicios.

Ejemplos de Gamification

Un ejemplo básico y que entenderemos muy fácilmente es el caso de Foursquare, en el cual se nos lanzan unos retos y a cambio recibimos unas insignias y unos logros. Sería una manera muy sencilla de entender la gamification.

Otro ejemplo que dio muy buenos resultados es el caso de BBVA Game, un juego creado por BBVA, en el que simplemente por hacer las transacciones propias de un banco, el usuario/a podía ganar puntos y éstos cambiarlos por premios.

Un ejemplo de gamification que me sorprendió bastante es el caso de Domino’s Pizza y su Domino’s Pizza Hero, una aplicación para iPad con la que poder hacer tu propia pizza, desde la masa hasta cortarla en pedazos. Gana quien la pueda hacer en menor tiempo.

¿Cuál es el valor añadido? Desde la propia aplicación se podía pedir la pizza en tu pizzería más cercana y además que fuera tal cual la habías creado en la aplicación de iPad. Una manera ingeniosa de hacer algo tan simple como pedir una pizza.

¿Tienes más ejemplos de gamification? No dudes en compartirlos en los comentarios del blog, en Facebook o en Twitter! 😉

3 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *